fbpx

28 de mayo 2019 | 5:00 am

En 2015, Víctor Manuel Toledo publicó un decálogo de los principales problemas ambientales en México. Ahora, como nuevo secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) deberá resolverlos.

En su libro Ecocidio en México: la batalla final es por la vida, el investigador de 74 años de edad enlista los 10 problemas ecológicos que, desde su punto de vista, asfixian al país en los últimos años: agua, costas y mares, minería, bosques y selvas, conservación, energía, alimentos sanos, maíz, hogar autosuficiente y cambio climático.

“Víctor Toledo es considerado un referente de los estudios sobre ecología no solo en México, sino en otros países del mundo, pero ahora está en donde puede llevar a la práctica los estudios que realizó durante sus más de 40 años de trayectoria”, dice Alejandro Olivera del Centro para la Diversidad Biológica.

Rafael Ortega Paczka, miembro de la dirección de Centros Regionales de la Universidad de Chapingo coincide, y espera que Toledo sea el primer titular de la Semarnat que ejerza el puesto con enfoque en buscar un equilibrio entre la explotación de recursos naturales y los beneficios obtenidos por las comunidades en el país.

Víctor Manuel Toledo Manzur, especialista en Etnoecología -el estudio de la apropiación humana de la naturaleza- tomará el lugar que dejó vacante Josefa González Blanco, quien presentó su renuncia al cargo el 25 de mayo por ocasionar el retraso de un vuelo, aunque aún no hay fecha para su toma de protesta.

Agua

Hasta 2015, dice el libro de Toledo, el 15% de los 653 mantos acuíferos registrados en el país estaban sobreexplotados por la agricultura industrial, y al menos dos terceras partes de 700 cuencas hidrográficas contaminadas debido a las industrias y a los grandes asentamientos humanos.

De acuerdo con el investigador, esta problemática fue ocasionada por la políticas ambientales de los distintos gobiernos que beneficiaron a empresas que convirtieron al recurso natural en un “satisfactor del mercado”.

Para solucionar el problema de la escasez, Toledo propone emplear las técnicas de captación de agua utilizadas en comunidades indígenas, donde se recolecta en promedio el 25% del agua de lluvia.

Costas y mares

Otra amenaza ecológica que enlista el investigador son los proyectos turísticos desarrollados en zonas ricas en población vegetal y animal como las cosas de Nayarit, Quintana Roo, Jalisco y Baja California Sur.

Estos proyectos atentan contra la vegetación costera que amortigua el impacto del mar sobre la tierra y en cuyas aguas se reproducen gran cantidad de especies marinas al anteponer el interés del capital al equilibrio ecológico, escribe el autor.

Minería

La minería a cielo abierto es otro depredador que deteriora el medio ambiente mexicano, según Toledo Manzur.

En su libro destaca que aproximadamente una cuarta parte del territorio nacional está en poder de concesiones mineras de empresas como Sempra Energy, First Majestic, Silver, Baja Mining, New Gold, Blackfire Exploration, entre otras.

El académico de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) propone frenar esta actividad que provoca conflictos socioambientales en casi todos los estados del país, principalmente en Durango, Sinaloa y Sonora.

Bosques y selvas

La deforestación es un fenómeno que Toledo considera “imparable”, y que solo entre 2010 y 2015 arrasó en promedio con 195,000 hectáreas de bosque por año como consecuencia del cambio de uso de suelo, los incendios forestales y la tala ilegal.

La propuesta que plasma en Ecocidio en México es orientar las políticas ambientales a garantizar la propiedad comunal, que considera como organizaciones rurales que han logrado avances importantes a pesar de que los apoyos gubernamentales son “limitados”.

Conservación

En las últimas décadas México avanzó en la preservación de su biodiversidad, asegura el escritor, luego de que decretaron más de 20 millones de hectáreas como áreas naturales protegidas, pero indica que hace falta integrar los métodos de conservación de culturas tradicionales para mejorar la relación de la sociedad actual con su entorno natural.

El autor propone implementar una nueva política de conservación y defensa del patrimonio biocultural que tome en cuenta los legados de las distintas civilizaciones mesoamericanas que perduran en el territorio nacional.

Energía

La explotación de recursos como el petróleo, gas, carbón y uranio en las plantas de generación de energía es uno de los motores de la civilización industrial, explica Víctor Manuel Toledo, lo que ocasiona un gran porcentaje de la contaminación que viaja hacia la atmósfera.

Por ello propone una reconversión del sistema energético mexicano al uso de las fuentes renovables como la solar, bioenergética, geotérmica e hidráulica, lo cual, agrega, traerá además beneficios a la relación costo – beneficio al sector energético.

Alimentos Sanos

México enfrenta dos problemas en cuanto a la producción de alimentos, indica Toledo: la insuficiencia alimentaria y las prácticas agrícolas, pecuarias y pesqueras se realizan a bajo modelos que destruyen los ecosistemas donde se desarrollan.

La propuesta del académico es reforzar e impulsar una “política vigorosa” que oriente a la producción alimenticia del país que intensifique la agricultura ecológica y la ganadería intensiva, así como acabar con las prácticas ilegales que se presentan en algunos sectores como el pesquero.

Maíz

“México debe evitar la siembra -fomentada por las corporaciones biotecnológicas- de maíz transgénico donde ha persistido un producto con más de 100 especies y con una tradición de más de 7,000 años”, escribe Víctor Manuel Toledo sobre la producción y consumo de maíz nacional.

Para describir la problemática, cita a Elena R. Álvarez y Alma Piñeyro, quienes escriben que los beneficios de los alimentos transgénicos han sido desmentidos cientificamente y, por el contrario, se demostraron los efectos nocivos que causan a la salud humana.

Hogar autosuficiente

Para Toledo Manzur, los programas de educación ambiental tienen influencia en el individuo y en su hogar, por lo que propone reforzar las prácticas como la captación de agua de lluvia, el aprovechamiento de energía solar, el reciclaje de residuos, el uso adecuado de los materiales de construcción, etc.

Así, asegura, cada hogar se puede volver un proveedor autosuficiente de energía, agua y alimentos.

Cambio climático

Aunque México no está entre los principales emisores mundiales de gases de efecto invernadero, su territorio y población son particularmente vulnerables a los efectos del cambio climático.

Según el próximo secretario de Medio Ambiente, el 15% del territorio, 68% de la población y 71% del producto interno bruto están en riesgo permanente por este factor, debido al incremento de la temperatura en el país y a las pérdidas provocadas por desastres naturales.

Comparte